Recuerdos de Franz Bardon

Embed Size (px)

Text of Recuerdos de Franz Bardon

Recuerdos de Franz Bardon(Dr. Lumir Bardon y Dr. M.K.)

INDICE

Lumir Bardon: recuerdos de mi padre Dr. M.K.: recuerdos del maestro Frabato Dr. M.K.: notas explicativas sobre el hermetismo

Introduccin Curriculum Vitae El maestro: costumbres y deberes relacionados con la reencarnacin Perseverancia, paciencia, paz espiritual Consciencia Prisa Curiosidad Introspeccin y autoconocimiento Concentracin Yoga El espritu. El desarrollo del espritu Deseos Dios personal El cuerpo fsico. Ascetismo y deporte Destino y Karma

Doctor Lumir Bardon Recuerdos de mi padre Parte I Una cancin popular alemana sobre un payaso, empieza con las siguientes palabras: Oh, mi pap. A mi padre le gustaba mucho esta cancin y la pona con frecuencia en su tocadiscos. Mi padre, Franz Bardon, naci el 1 de diciembre de 1909 en Troppau/Opava, Checoslovaquia, hijo primognito de Viktor Bardon y su esposa Hedwika, de soltera Herodkova. Mi abuelo trabajaba en una fbrica textil en Troppau/Opava preparando telares para una compaa llamada Juta. Aunque no recuerdo nada de mi abuelo s que dedicaba su tiempo libre al estudio del hermetismo. Se cay de un rbol mientras recoga flores de tilo y muri cuando yo tena seis aos. Si recuerdo su funeral porque asist y se celebr durante la Segunda Guerra Mundial. Mi padre era el primognito y como tal tuvo que encargarse del cuidado de sus hermanos. Sus padres tuvieron en total doce hijos, aunque la mayora murieron durante la infancia. Slo alcanzaron la madurez cuatro de sus hermanas, Stefanie, Anna, Marie y Beatrix. Cuando termin el bachillerato, mi padre entr como aprendiz de mecnico de telares en una compaa llamada Minerva y durante su aprendizaje experiment un gran cambio que describe en su autobiografa Frabato el Mago. Todos sus maestros quedaron enormemente sorprendidos al constatar los tremendos cambios que se produjeron tanto en su carcter como en su letra. Sin embargo, mi abuelo Viktor le reconoci como su gur, creyendo que le haba enviado la providencia. Mi padre no tard mucho en mostrar su capacidad de clarividencia. Se hizo famoso en nuestra regin y pronto la noticia de sus poderes empez a difundirse. En consecuencia, conquist un gran crculo de amigos y conocidos. Pronunciaba conferencias pblicas sobre poderes sobrenaturales con el nombre de Frabato, que es una abreviatura de Franz (Fra), Bardon (Ba) y Troppau (To) en alemn, Opava en checoslovaco. Me gustara aadir los siguientes recuerdos del discpulo de mi padre, el doctor M.K., relativos a como se conocieron mi padre y mi madre. Ella haba odo hablar de los poderes de mi padre y en aquel momento haba dos hombres que la cortejaban, as que fue a verlo para averiguar cul de los dos se convertira en su marido. El doctor M.K. narra cmo se desarrollaron los acontecimientos. Mi padre no quera tener hijos debido a las difciles tareas espirituales que tena por delante, pero mi madre no quera vivir sin ellos, as que llegaron a un acuerdo para tenerlos con la condicin de que ella sola se encargara de cuidarlos y mi madre acept. Segn el clculo de un famoso astrlogo alemn, yo debera haber nacido el 4 de febrero de 1937, pero lo hice prematuramente el 4 de enero de aquel ao. La esposa de un conocido de mi padre se qued embarazada al mismo tiempo que mi madre, y su hijo, que despus tendra un talento especial para los lenguajes, naci el 4 de febrero de 1937. Cuando mi padre lleg a la maternidad del hospital de Troppau, la comadrona trat de burlarse de l anuncindole que acababa de tener una nia, aunque gracias a sus poderes saba que se trataba de un hijo. El doctor encargado de la maternidad le dijo que probablemente yo no hubiera sobrevivido al parto, y que adems haba nacido con un pi completamente torcido por el tobillo. Sin embargo, mi nacimiento prematuro result ser una ventaja, porque los msculos, los tendones y el tobillo eran muy maleables. Mi padre masaje mi pie con hierbas hervidas en agua y lo ejercit intensamente. Al cabo de un solo mes mi pie haba recuperado su posicin correcta y nadie pudo decir que una vez estuvo deformado. Pas los aos de mi infancia y juventud con mi madre y mi abuela en Gillschwitz, que en checo se llamaba Kylesovice y era un barrio a las afueras de Troppau (Opava). No tengo muchos recuerdos de la guerra, aunque s, del final de la contienda, cuando mi padre volvi a casa de un campo de concentracin. Con la

llegada de la ocupacin de los aliados nos refugiamos durante unas dos semanas en el stano de nuestra casa en Gillschwitz, con la nica compaa de remolachas y patatas. Como cualquier nio de aquella poca reun una gran cantidad de municin y plvora. Recuerdo muy bien cuando el detonador de una granada de artillera me explot en las manos mientras trataba de desmontarla con una piedra. Mi padre cur mis heridas y extrajo los fragmentos de varias partes de mi cuerpo con unas pinzas. A los cuatro meses de curarme estas heridas sufr otro accidente. Mis amigos y yo queramos encender un fuego con plvora en una zanja y sufr quemaduras de segundo grado en la cara, cuello y extremidades a causa de la explosin. Mi padre me cur de nuevo vendando las quemaduras, aunque al principio no quiso ayudarme porque yo no haba aprendido nada de mi primer accidente. Debido a una gran falta de mdicos despus de la guerra, mi padre trabaj durante un corto periodo de tiempo como administrador del Beit Rittern Hospital en Troppau. Mientras estuvo all, jug un papel decisivo en el tratamiento de los enfermos. Recuerdo que viva en una casa pegada al hospital y que al dejar aquel puesto se compr otra en Troppau, en la calle Obloukova 22 (Bogengasse en alemn), donde vivi hasta el final de su vida. Mi padre le propuso a mi madre mudarse a Troppau, pues era all donde ejerca, pero ella rechaz la oferta porque no quera abandonar la granja y a su madre en Gillschwitz. Por esta razn mi padre se vio obligado a buscar a un ama de llaves en Troppau que se encargase de su casa. A mi padre no le gustaba trabajar en el campo y cuando estaba con nosotros en Gillschwitz mi madre haca todo lo posible para conseguir que ayudase en las labores del campo, pero l se negaba, pues tena que cumplir otra misin en este mundo. Cuando mi madre me enviaba a ver a mi padre o necesitaba algo de l, yo sola ir en bicicleta hasta Troppau. Mi padre nos visitaba regularmente en Gillschwitz dos veces por semana; los mircoles por la tarde y los domingos vena a comer a medioda. En aquellas ocasiones su ama de llaves se tomaba el da libre para visitar a sus parientes en Penkovic. Por la tarde, todos salamos a ver una pelcula o al teatro. En verano, despus de la comida del domingo hacamos excursiones a la vencindad, pero con mucha frecuencia viajbamos a Grfenberg o a Jesenick (montes Gesenke) adems de otros lugares. Mi padre tambin visitaba con frecuencia a amigos y conocidos en Bohemia, Moravia y Slovakia, a muchos de los cuales haba curado de diversas enfermedades. Entre ellos se encontraban diversas personalidades de las artes y la vida poltica, as como compositores y la mujer de un ministro del gobierno. Despus de la guerra pronunci varias conferencias con el nombre de Frabato en varios lugares de la repblica checa, en las que adems de los habituales trucos mgicos tambin expona ante la audiencia la realidad de los poderes superiores. Recuerdo una ocasin en la que siendo un nio le acompa a una conferencia en la que tuve que recoger las entradas porque la persona que normalmente lo haca estaba enferma. Tambin recuerdo otros actos en los que mi padre llevaba a cabo experimentos hipnticos, lea cartas que se encontraban en sobres cerrados, buscaba objetos ocultos con los ojos cerrados y muchas cosas parecidas. En invierno mi padre viajaba en tren y durante las estaciones ms clidas lo haca en motocicleta. Primero tuvo una moto Jawa de 100 centmetros cbicos y despus se compr otra de 250 centmetros cbicos que yo hered cuando me gradu en el instituto, pues se haba comprado una Jawa de 350. Durante un corto periodo de tiempo tuvo dos coches pero no recuerdo la marca ni el modelo. Ms tarde compr uno ms antiguo que conservo durante varios aos. Conduca despacio, pero el coche cumpla su propsito. A menudo nos llevaba a m y a mi hermana a buscar hierbas. Por ejemplo, recogamos hiprico (hipericum perforatum), cola de caballo (equisetum arvense), llantn, camomila, ortigas, hojas de abedul, races de diente de len, ononis repens, hojas de espino blanco (crataegus oxycantha), y muchas otras hierbas. En el campo que haba detrs de nuestro granero mi abuela tambin cultivaba algunas hierbas, como ruda, melisa,

ajenjo y otras que mi padre utilizaba en la preparacin de sus remedios curativos. Adems de las curativas, tambin buscbamos las que se suelen llamar malas hierbas, como la bistorta (polygonum bistorta). Mi padre me dijo que hasta las malas hierbas contenan ingredientes que curaban incluyendo la avena silvestre, y que cada planta contiene algo beneficioso para los seres humanos. Todos los meses acuda a Praga y se quedaba una semana. En invierno viajaba en tren y ms adelante lo hara en coche. Haba comprado un viejo Tatra 74b que despus regal a su mejor estudiante cuando se compr un Volkswagen Escarabajo alemn. En Praga curaba pacientes, daba conferencias a sus estudiantes y en los ltimos aos de su vida escribi sus libros con su secretaria, Vatavova. De vez en cuando, los das festivos del colegio, yo le acompaaba a Praga. Cuando estaba all mi padre sola salir por la noche, siempre solo. Supuestamente acuda a Vysehrad, donde se encuentra el castillo y el cementerio de las personalidades ms famosas de Bohemia. All llevaba a cabo sus operaciones mgicas aunque nadie sabe exactamente donde, y siempre mantuvo el secreto de esta informacin. Cuando iba al instituto en Opava visitaba muchas veces a mi padre. En aquella poca me entreg para que las leyera las traducciones checas de los textos del Yoga, aunque pens que la mente europea todava no estaba preparada para leerlos. Mucho despus, cuando estu