Magazine N12

  • View
    240

  • Download
    4

Embed Size (px)

DESCRIPTION

Cumplió 12° ediciones y antes de fin de año entregará la 13º revista coleccionable; una publicación semestral de interés para el sector, con 17.000 ejemplares, distribuidos gratuitamente puerta a puerta en todo el territorio nacional.

Text of Magazine N12

  • 2SUMARIO STAFF

    08 EDITORIAL10 ESPECIAL BICENTENARIO

    Nuestra deco en 200 aos

    22 TENDENCIASVanguardia en decoracin

    26 INSTITUCIONALPresentes de otoo... siempre ms...

    32 PREMIOS PRESENTESLa esta contina

    34 TESTIMONIOSEmpresarios con juego de cintura

    36 RECORRIDOSPor Il Saloni de Miln 2010

    50 CLAVES MAGEl estilo zen

    56 EXPOSITORESListado Completo para Presentes Primavera

    60 DIRECCIONARIOQuin es quin

    DireccinGeneral

    Hctor Kandel, Daniel Martnez Font y

    GustavoKoroyan

    Directores Responsables

    Lic. Nstor O. Botana / Lic. AdrinD. Milberg

    ProduccinPeriodstica

    Silvia Fittipaldi

    Imageny Publicidad

    PublicidadEstratgica S. R. L.

    ProduccinFotogrfica

    Oscar Echevarra

    Comercializacin

    Comit Ejecutivo S. R. L.

    Correccin

    Silvia Ostrovsky

    Distribucingratuita

    a comerciosy profesionales del sector

  • A cabamos de llevar a caboy festejar la 20ma edicindePresentes conunamegaexposicinquefuncionapleno, con el espacio de La Rural totalmente ocupadoen sus mximasposibilidadesy con la tranquilidadde que los aos pasan,Presentescrece y el resultadosiemprees ms y ms positivo.Nuestrolema es la

    permanencia, la seguridadde ofrecerlesa nuestros visitantes el mejorservicioy de ser la mayorvidrieradel pas

    en nuestro rubro,algoquenuestros expositores agradecenexpoa expo.

    Y ahora llegamos a ustedesconnuestraya tambintradicionaledicindeMagazinequeluegode20 exposiciones

    de Presentes quiere continuarlos festejos quecomenzamosla edicinpasadaporeste nmeroredondode ferias

    concretadas, y presentarlesuna PresentesMagazine con lo mejorde la decoracinen el pas y el mundo.

    Por eso, en este nmero,unainvestigacinespecial dedicadaal Bicentenarioen la queopinangrandesespecialistas

    de la historia de la decoracinen el pas, quenos cuentancul fue el caminoquerecorri desdela coloniahasta

    hoy el gusto argentino en relacin con el mobiliario,los estilos y los objetos.Un tema indito en los medios

    especializados, quePresentesMagazine regala comofestejoa sus lectores.

    Y tambin, las ltimastendenciasen Il Saloni deMiln, la granferia dediseoy decoracinquemarca las pautas

    anuales para el mundo.Un viaje por la belleza y la funcionalidadde todolo queviene.

    Y comosiempre, claves,consejos,novedades, datos,entrevistas,anunciosy todoel calor de la manotendidaentre

    feria y feria, que PresentesMagazine siempre ofrecepara ociar de puentecomunicacional entre expositoresy

    pblico. Puente querenovaremosdemanerapersonalen Presentesdeprimavera. Hasta la prxima!

    Comit Ejecutivo de Presentes

    Hctor KandelGustavo Koroyan DanielMartnezFont

    4

    EDITORIAL

  • 6 La habitacin de Matas ErrzurizOrtzar,reacondicionada parael Bicentenarioen el MuseodeArteDecorativode la ciudaddeBuenosAires, conmuebleslusobrasileos,camay camoncillos(asientos bajos) estilo DonJos I dePortugal,y sillas estiloDonJuanV de Portugal, todoen jacarandtallado, lustradoy torneado.Estos mueblesfueron realizadosen el Ro de la Plata o en Brasil, enla segunda mitaddel sigloXVIII.

  • Bicentenario

    Nuestra decoen 200 aos

    Una investigacin especial de Presentes que da cuenta de la historia de ladecoracin en la Argentina. Un recorrido de la mano de expertos quemuestra

    por qu Buenos Aires siempre estuvo a tono con la vanguardia europea.

    ESPECIAL

    7

    pocas de balances por excelencia, los aniversariosobligan a mirar en retrospectiva. Y a la hora de revisarla historia de la decoracinen la Argentina, un acon-tecimiento comola celebracindelBicentenarioresul-ta unaexcusaperfecta pararepasar los sucesivoscam-bios que huboen nuestras casas en los ltimosdos-cientos aos. Por eso nos embarcamosen un viaje porla lnea del tiempo donde arquitectura, mobiliario,objetos y textiles van tomandodistintoscuerpossegnel capricho de los vaivenes culturales y las modasinternacionales. Conla primeradcadadel 1800 comopunto de partida, y con renombradosexpertos (ar-quitectos, muselogos, historiadoresy coleccionistas)como guas, iniciamos un viaje con escalas en losdistintos hitosdenuestra historia decorativa.

    Primera parada: Cerca de la Revolucin

    Contra todolo quepodra esperarseen los aospreviosy los que siguieron a la instauracinde la PrimeraJunta de gobierno, en BuenosAires y siempredentrodel selecto grupodelas clasesdirigentes,ya podadis-tinguirse claramente la intencinde seguir las ten-dencias decorativas.Estbamosen el n del mundo,pero al mismotiempoenun contactoverdaderamentereal con las ciudades que marcaban tendencias. Elprimer club que hubo en Buenos Aires fue el deresidentes extranjeros. Ah se reunan franceses e in-gleses junto con otros europeos,y all se lean laspublicaciones, quetardabanen llegar lomismoqueunviajeenbarco,doso tresmeses,loqueparala pocano

    Textos: MabelFranco.Fotos: GustavoCarrizode la Canal y gentilezaMuseodeArteDecorativodeBs. As.

  • 8era nada. O sea que lasociedad actuante deBuenos Aires conocabien lo que se usaba

    en el mundo, comentael Arq. Jos Mara Pea,

    creador del Museo de la Ciu-dady de la feria deAnticuarios

    de San Telmo, gran conocedordela historia del mueble en Argen-tina. Podramos decir que para

    1810, en las casas de Buenos Airesconvivan dos tendencias: elluso-brasileo y para una elitemuy de avanzada, se empeza-ban a usar los mueblesPrimerimperio, aade Mara CamposCarls dePea, profesora dear-tes decorativas e historia delmueble. A mediados del sigloXVIII los muebles luso-brasile-os o luso-rioplatenses, elabo-rados simultneamente en Por-tugal, losdominiosdeBrasil o elRo de la Plata, fueronmuyuti-lizados en las casas de las prin-cipales familias porteas de lapoca colonial.Se trata depie-zas que responden a los linea-mientos estilsticos del barrocoportugus, por lo general cons-truidas enmadera dejacarand,y que evidencian una marcadaimpronta religiosa, explicaHu-go Pontoriero, curadordel Mu-seo de Arte Decorativo y res-

    ponsable de una muestraque con motivo del Bicen-tenario est poniendo envalor un dormitorio que usaestos muebles. All puedenapreciarse una cama, una c-moda y varias mesas y sillascon tallas ornamentales tpicasdeeste estilo.Paralelamente, en la ciudadtambin haba personajes deavanzada, como BernardinoRivadavia o Manuel Belgrano,queequipaban suscasas conloms novedoso en materia de muebles.En esapoca lo quese imponaenel mundoera el estiloneo-clsico que haba surgido de la mano del Imperionapolenico, y que caminaba a la par de toda esamodernidadque estaba a puntode conocerla revo-lucinindustrial, diceMara Pea.Al tantodelas ten-dencias y en condicionesdeincorporarlasestabanslolos ms revolucionarios, comopor ejemplo,Rivadaviaquetena sudormitoriodeestiloPrimerImperio.La casa colonial de las clases acomodadasera unaconstruccin sencilla de volmenespuros, que podaincorporar algunosornamentosrenacentistasy conunfuncionamiento ordenadoalrededorde un patio. Pordentro, sus paredes blanqueadasa la cal con-tenan escasosmueblesdeescalahumanay comoobjetos decorativos,pin-turas, bustos y piezasdeplatera.

    Muebles del dormitorioArt Nouveau.Compradoen BuenosAires, en la MuebleraInglesa, que estaba ubicadafrenteal JockeyClub, tieneporcaractersticasla utilizacindemaderas claras con incrustacionesdemaderasdedistintos coloresqueconguranmotivos vegetales. Se lo puedeobservaren el respaldode la cama.El bargueoes unclsico del estilo. La cunaes de la rma J&J KohndeViena, quepresentsus diseosdemadera curvada al vaporen la exposicininternacional deParis en 1900. Estosmueblesse exhiben actualmenteen el MuseodeLa Ciudad.

    Mesa de nochede la habitacindeMatas Errzurizexhibida en el MuseodeArteDecorativodeBuenosAires,

    ejemplo de los mueblesde la etapafrancesaquepredomin en BuenosAiresduranteel sigloXIX. Se tratade unmueblefrancsenchapadocon tapa demrmolydetalles debronce,estilo Luis XV. Ex coleccinErrzuriz.

    Aguamanily jofaina deplata cincelada.RobertHarper,1868,Inglaterra, sigloXIX. Donacinhijosde Ins ZavalaBungedeHerreraVegas,enmemoriade su madre,2003.

    Sillonesestilo francsdel sigloXVIII, de la gran sala derecepcin del palacio Errzuriz,ex coleccin Errzuriz, MuseodeArteDecorativo deBuenosAires.

  • 10

    Segundaparada:Pars comomodelo

    Una vez consolidadoel Estado nacional apartir de 1880, la eliteportea busca modi-ficar la estructura ur-bana de la ciudad paraque deje de ser la granaldea y se transformeen una gran metrpolicomo las capitales eu-ropeas. De all que secontraten muchos ur-

    banistas y arquitectos europeos,en especial francesese italianos, para la construccinde edicios tantopblicos como privados. El mueblefrancs dominacasi por imposicin, porquees consideradoun muebleculto, asegura Mara Pea, y las grandes casas dedecoracin francesas (La Maison Carlhian y Jansenprincipalmente) enviaban por barco grandes carga-

    mentos conmuebles y gnerosparavestir las casas. BuenosAiressellena de piezas neorrenacen-tistas, neobarrocas, neog-ticas. Se importany se fa-brican en la ciudadmue-bles que incluyen piezasde estilo Luis XIV, roco-c, Luis XV y Luis XVI yse construyen variosdelos palacios afrance-sados que an pode-mos ver en BuenosAi-res. Esta dependenciahacia lo francs y las co-rrientes inmigratorias,que se producen en las l-timas dcadasdel sigloXIX yprincipios del XX, facilitan elingreso del estilo ArtNouveau a la Argentina, unpas fuertemente agroex-

    portador,sin industriasmanufactureras,que recibe vido aquellos productoseuropeos con la forma del diseo demoda a principios del siglo XIX. Conformas inspiradas en la naturaleza apartir de lneas onduladas y orna-mentos orales y la inuencia de losgrabados japoneses. Los ocios de los inmigrantesdejaran huellas del estiloen arquitectura,muebleraydecoracin. Si bien podanencontrarse ejemplospurosde Art Nouveau, una gran cantidadde piezas poseenun estilo hbri