2 Historias Para Reflexionar

  • Published on
    27-Sep-2015

  • View
    7

  • Download
    0

Embed Size (px)

DESCRIPTION

docto

Transcript

<p>Historias para reflexionar</p> <p>Mateo 21:33 22:14 (TLA)&gt;&gt;Escuchen este otro ejemplo: El dueo de un terreno sembr una via, y alrededor de ella construy un cerco. Prepar un lugar para hacer vino con las uvas que cosechara, y construy una torre para vigilar el terreno. Luego, alquil la via a unos hombres y se fue de viaje.&gt;&gt;Cuando lleg el tiempo de la cosecha, el dueo del terreno envi a unos sirvientes para pedir la parte de la cosecha que le corresponda.Pero los que alquilaron la via trataron mal a los sirvientes. A uno de ellos lo golpearon, a otro lo mataron, y a otro le tiraron piedras.&gt;&gt;Entonces el dueo envi ms sirvientes que al principio, pero los hombres los trataron igual.Finalmente, el dueo envi a su hijo, porque pens: Esos hombres s respetarn a mi hijo.&gt;&gt;Pero cuando los hombres vieron que haba llegado el hijo del dueo, dijeron entre ellos: Este muchacho heredar la via cuando el dueo muera. Vamos a matarlo; as nos quedaremos con todo.&gt;&gt;Los hombres agarraron al muchacho, lo sacaron de la via y lo mataron.&gt;&gt;Cuando venga el dueo de la via, qu piensan ustedes que har con esos hombres?Ellos contestaron: -El dueo matar sin compasin a esos malvados. Luego les alquilar la via a otros hombres que le entreguen la parte de la cosecha que le corresponde.Jess les dijo: -No recuerdan lo que dice la Biblia?: La piedra que rechazaron los constructores del templo es ahora la piedra principal. Estos nos deja maravillados, pues Dios es quien lo hizo.&gt;&gt;Les aseguro que Dios les quitar a ustedes el derecho de pertenecer a su reino, y se lo dar a los que lo obedecen en todo.Cualquiera que caiga sobre la piedra que despreciaron los constructores, quedar hecho pedazos. Y si la piedra cae sobre alguien, lo dejar hecho polvo.Cuando los sacerdotes principales y los fariseos escucharon estas comparaciones y ejemplos, se dieron cuenta de que Jess hablaba de ellos.Entonces quisieron apresarlo, pero no se atrevieron a hacerlo. Y es que tenan miedo de la gente, porque la gente pensaba que Jess era un profeta.Una vez ms, Jess les puso un ejemplo a los sacerdotes, a los lideres judos y a los fariseos:Pero los invitados no hicieron caso, y cada uno se fue a hacer otras cosas. Uno fue a atender su negocio, y los otros agarraron a los sirvientes del rey y los mataron a golpes.&gt;&gt;El rey se enoj mucho, y envi a sus soldados para que mataran a esos invitados y quemaran la ciudad donde vivan.Luego, el rey dijo a sus sirvientes: La fiesta de bodas est lista, y aquellos invitados no merecan venir.Vayan por las calles, en inviten a todos los que encuentren para que vengan a la fiesta de bodas.&gt;&gt;Los sirvientes fueron a las calles de la ciudad e invitaron a muchas personas, unas malas y otras buenas; y as el saln de la fiesta se llen de invitados.&gt;&gt;Cuando el rey entr al saln para conocer a los invitados, vio a uno que no estaba bien vestido para la fiesta,y le dijo: !Oye, t! Cmo hiciste para entrar, si no ests vestido para la fiesta? &gt;&gt; Pero el no contest nada.Entonces el rey les orden a sus sirvientes: tenlo de pies y manos, y chenlo afuera, a la oscuridad; all la gente llora y rechina de terror los dientes.&gt;&gt;Esto pasa porque son muchos los invitados a participar en el reino de Dios, pero son muy pocos aquellos a los que Dios acepta.&gt;&gt;</p> <p>Quisiera que primeramente visemos las semejanzas que hay entre las dos parbolas:</p> <p>En la primera, los malos labradores corren el riesgo de ser destruidos y reemplazados por no cumplir con lo que les corresponde, y adems por haber atentado contra los siervos del Seor y peor an contra el hijo del mismo. Podemos pensar en cmo a travs de la historia de la Biblia, los profetas fueron asesinados por la gente que rechaz a Dios antes de su venida, y tambin despus de la venida.</p> <p>Pensemos en que los malos labradores no eran dueos de la tierra en la que estaban y aun as se atrevieron a hacer esas malas acciones.Pueden ustedes imaginarse cmo se sentira el dueo de la tierra que rent a los labradores y saber que no quieren darle lo que le corresponde y encima de eso que le golpearon, maltrataron y mataron a sus siervos, y que mataron a su hijo para intentar aduearse de todo? Qu coraje, no?</p> <p>Nosotros somos como esos labradores!, estamos en una vida que no es nuestra y andamos aqu haciendo males y no le damos a Dios la parte que le corresponde, y no slo los diezmos y ofrendas, sino tambin nuestro tiempo y nuestra vida.</p> <p>MicrocsmicoTratamos tu bandera de invertir, tramamos un combate contra ti, a tus especies pretendimos desterrar, y de tu herencia nos quisimos apropiar.Tus mares los volcamos contra ti,tu aliento intoxicamos por vivir,se ha vuelto un ciclo que no ha de parar,y en tus heridas hoy tenemos que habitar.Mas cuando llegue el fin y nuestra luz desvanezca,nuestro momento como un escombro que cae, se disipar,somos fragmentos del tiempo que no aquejan tu eterna existencia.</p> <p>En la segunda parbola vemos que los invitados fueron destruidos/quemados por no corresponder al llamado que se les hizo y fueron reemplazados por gente que no haba sido invitada originalmente en un principio).</p> <p>En el texto bblico dice que el pueblo rechaz a su Mesas, es decir la invitacin de Dios a ser salvos, as que Dios invit a recibir la salvacin (la fiesta) a los publicanos y a las rameras y ellos s fueron, Jess usa a estos dos tipos de personas porque eran las que los fariseos ms detestaban. (Podemos recordar como oraban los fariseos en pblico).Pensemos en el ministerio de Pablo que anduvo predicando en zona de gentiles durante sus viajes misioneros, porque el propio pueblo escogido de Dios haba rechazado el mensaje de salvacin.</p> <p>Quiero hacer nfasis en un detalle que a veces pasamos por alto, es el rey/Dios quien enva a buscar a la gente perdida, no es esa gente la que decide ir a l por s sola. Hay gente que dice: Yo buscar a Dios cuando lo necesite o ya que est viejo. Hermanos no podemos esperar que un cadver resucite por s solo. No hay quien busque a Dios.Es Dios quien busca, pensemos en las parbolas de las oveja perdida o de la moneda perdida, o la parbola de la gran cena, la cual se parece mucho a sta. En las que es el pastor, la mujer, o el rey el que busca, limpia o enva a traer a la oveja, la moneda y la gente que est en la calle respectivamente.</p> <p>Ahora bien, estos nuevos invitados, buenos y malos, tenan la obligacin de ir vestidos/arreglados correctamente para la fiesta, el no hacerlo era una ofensa para el anfitrin, en este caso Dios, y en la misma forma de verlo el vestido adecuado sera el dar fruto. Hay que notar que el hecho de ser invitado no aseguraba ser salvo ya, esta condicin es tanto para los primeros invitados y para los que se agregaron despus.Porque muchos son llamados, y pocos escogidos. Mateo 22: 14</p> <p>Por tanto os digo, que el reino de Dios ser quitado de vosotros, y ser dado a gente que produzca los frutos de l. Mateo 21:43Haced, pues, frutos dignos de arrepentimiento, Mateo 3:8Y ya tambin el hacha est puesta a la raz de los rboles; por tanto, todo rbol que no da buen fruto es cortado y echado en el fuego. Mateo 3:10Guardaos de los falsos profetas, que vienen a vosotros con vestidos de ovejas, pero por dentro son lobos rapaces. Por sus frutos los conoceris. Acaso se recogen uvas de los espinos, o higos de los abrojos? As, todo buen rbol da buenos frutos, pero rbol malo da frutos malos. No puede el buen rbol dar malos frutos, ni el rbol malo dar frutos buenos. Todo rbol que no da buen fruto, es cortado y echado en el fuego. As que, por sus frutos los conoceris. Mateo 7:15Por la maana, volviendo a la ciudad, tuvo hambre. Y viendo una higuera cerca del camino, vino a ella, y no hall nada en ella, sino hojas solamente; y le dijo: Nunca jams nazca de ti fruto. Y luego se sec la higuera. Viendo esto los discpulos, decan maravillados: Cmo es que se sec en seguida la higuera? Mateo 21:18 20</p> <p>Como vemos en el pasaje que lemos, el hecho de no dar frutos significara el ser echado en las tinieblas, fuera de la fiesta, en otras palabras significara no tener la salvacin y no ser recibido en el reino de Dios.</p> <p>Ya vimos lo que les pas a los que no hicieron caso de estas palabras, fueron destruidos y su lugar pas a otras personas, es as como lleg a nosotros este evangelio de hecho.</p> <p>Entonces oremos para ser limpios por Dios y para que podamos dar el fruto bueno que nos identificar como sus hijos y as podamos ser recibidos en su reino.</p> <p>Orden de culto martes 31 de marzo de 2015 Bienvenida (Himno #428 Mirad cun bueno y delicioso) Salmo 118: 1- 4 Alabad a Jehov, porque l es bueno; Porque para siempre es su misericordia. Diga ahora Israel, que para siempre es su misericordia, Diga ahora la casa de Aarn, que para siempre es su misericordia. Digan ahora los que temen a Jehov, que para siempre es su misericordia. Himno # 52 Tu fidelidad Oracin de ofrecimiento Lectura bblica Mateo 21:33 22:14 Meditacin a/c Sem. Daniel Rodrguez Himno de respuesta # 46 Gloriosa santidad Oracin de confirmacin Ofrendas [Himno # 436 (Padre, Dueo y Seor)] Avisos Bendicin: Salmo 3</p>